lunes, 21 de octubre de 2013

Homeschooling en Francia


En Francia, el homeschooling es legal
y se denomina"Instruction en Famille"
(Instrucción en familia).

En Francia la escolarización no es obligatoria, lo es la instrucción.


CONSIDERACIONES PREVIAS

En Francia la instrucción es obligatoria entre los 6 y los 16 años, y dicha instrucción puede llevarse a cabo en centros públicos, privados o en el hogar, bien a través de cursos por correspondencia, bien con el acompañamiento de los padres, de uno de los dos progenitores o de alguien designado por ellos a tal efecto. De tal manera, entre los 6 y los 16 años los niños deben tener acceso al conocimiento y a los instrumentos que le puedan permitir acceder a él por sí mismos para garantizar que puedan ejercer su ciudadanía integrados en la vida social y profesional.


¿CÓMO FUNCIONA?

Las familias con hijos de 6 años o más que deseen educarlos en casa deben comunicarlo cada año, como muy tarde una semana después de haberse iniciado el curso escolar, a la inspección departamental de la academia correspondiente de cada circunscripción. También deben comunicarlo al alcalde de su población, o a la delegación de educación correspondiente del ayuntamiento en caso de grandes ciudades.

La inspección académica realiza como mínimo una visita anual a las familias que educan en casa en cualquier momento del curso a partir del tercer mes desde el inicio del año escolar (previo aviso de la delegación pedagógica al menos un mes antes de la fecha prevista) para verificar el estado real del menor y realizar su seguimiento. Esta inspección puede realizarse en un lugar neutral en vez de en la residencia familiar si así lo expresan voluntariamente los padres. En cualquier caso, el objetivo de dicha inspección es principalmente comprobar que el derecho de los niños a acceder al conocimiento está garantizado, y conocer el estado de su desarrollo y su evolución. Los inspectores también pueden orientar a las familias con consideraciones pedagógicas y didácticas si la buena comunicación permite el intercambio.

Cada academia funciona de manera distinta y cada circunscripción dentro de ella consta de diferentes inspectores que trabajan y entienden su trabajo de manera diferente. A menudo el intercambio es positivo y la relación es relajada, sin embargo no todas las visitas son –desgraciadamente- bienintencionadas. La última circular de enero de 2012 interpreta la ley para los inspectores de las academias e intenta unificar criterios y acercar la voluntad de los padres sobre la libertad pedagógica a los requisitos académicos. El control es individual y específico para cada niño, y los padres pueden comunicar previamente su elección pedagógica en caso de seguir algún método específico para que la inspección pueda adaptarse a ella.

Paralelamente,las familias reciben en sus casas el primer año, y a partir de entonces cada dos años, la visita del alcalde o de un delegado suyo para asegurarse de que la opción de educar a los hijos en casa es compatible con su desarrollo, con su salud, con las condiciones de vida de su familia y con su integración en la vida social de su entorno. Esta visita es ineludible, a pesar de que algunas asociaciones (como por ejemplo “Hors les murs”) apelan a la desobediencia civil para intentar cambiar este procedimiento, ya que los niños escolarizados no reciben por norma en ningún momento una visita a domicilio para comprobar la vida familiar de los alumnos, sean cuales sean sus resultados académicos.


EVALUACIÓN
A los 16 años, al final de su etapa de instrucción obligatoria, los jóvenes deben haber adquirido toda una serie de conocimientos de base, estructuras e instrumentos que se recogen en el llamado “socle commun”, un listado muy completo que tiene por objeto recopilar todo aquello que el estado considera básico para poder ejercer con éxito su ciudadanía.

Para acceder a los estudios universitarios, los candidatos pueden realizar la matrícula a los exámenes del “Baccalauréat” a cualquier edad y con cualquier formación en candidatura libre, y presentarse a ellos como cualquier alumno escolarizado en un centro público, privado o a distancia.


MUNDO ASOCIATIVO
Francia es un país de larga y amplia tradición asociativa, así que podemos encontrar no pocas asociaciones de padres que educan en familia que de manera voluntaria participan activamente tanto para dar apoyo legal, como para establecer relación con otras familias en situaciones similares que deseen intercambiar experiencias o compartir recursos. Algunas de ellas organizan encuentros periódicos para conocerse personalmente.

La asociación más importante a nivel nacional es Les Enfants D’Abord (led’a) que cuenta con gran número de familias asociadas. Dispone de gabinete de asesoría jurídica, realiza publicaciones periódicas y organiza diferentes encuentros a lo largo del año en diferentes zonas del país.


~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
ESCRITO POR...

Emma Peláez Mañas es madre de cuatro hijos, dos niños (Rui y Dídac) y dos niñas (Dolça y Rita) que aprenden en libertad y de manera autónoma, siempre con el acompañamiento de sus padres, que los educan con mucho amor, todo el que tienen.
Siempre abierta al intercambio de experiencias y de pareceres, reflexiona abiertamente sobre sus inquietudes diversas entorno a la crianza y la educación en el blog de uso familiar que les sirve a todos ellos de altavoz: somsis.wordpress.com
~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...